thumb image
VALLENFYRE – A Fragile King

Últimamente se ha dado la costumbre de formar lo que llamamos “Supergrupos”, bandas integradas por músicos de renombre o de larga trayectoria que prometen proyectos ambiciosos y de muy alta calidad. Sin embargo, casi nunca el todo es más que la suma de las partes. Por el contrario, solemos imaginar que con tales músicos la propuesta va a ser devastadora y luego nos decepcionamos terriblemente. Pues bien, VALLENFYRE es una excepción a la regla! Para lo que no han escuchado nada aun, este es un nuevo proyecto del reconocido guitarrista y mentor de PARADISE LOST, Gregor Mackintosh, junto a Hamish Glencross (MY DYING BRIDE), Scoot (DOOM, EXTINCTION OF MANKIND), Adrian Erlandsson (AT THE GATES, PARADISE LOST) y Mully, un amigo de la casa.

Inspirado musicalmente  por las primeras formas del metal extremo – “…decidí que iba a volver al comienzo. A mis raíces en el Death, Crust y Doom.” dijo el propio Mackintosh – y, conceptualmente, por la muerte su propio padre, VALLENFYRE es, por decirlo de alguna manera, la materialización del dolor, un conjunto de emociones tristes y oscuras canalizadas a través de la música.

Abarcando tanto el Death como el Doom, A Fagile King, es una excelente combinación de melodías desgarradoras (literalmente hablando), un sonido bien “Vintage” y emociones fuertes y  desesperadas. Un viaje a través de los sentimientos más depresivos y oscuros que un hombre pueda tener, donde el “luto” es el protagonista. La ejecución de los instrumentos es brillante, acompañando a la perfección el tema central del álbum (NdeR: es monumental el trabajo del bajo!) y el sonido es realmente devastador. Las guitarras suenan gordas y contundentes y la voz torturada le da un toque ácido, aún más depresivo, a un todo increíble. Desde los momentos más arrastrados y opresivos de “Seeds” hasta los frenéticos blast beats de “Ravenous Whore”, A Fragile King es tanto un  trabajo que nos toca profundamente como una bestia del Death Metal que se erige sobre la tierra.

VALLENFYRE se trata de gritarle al dolor, de no caer en las manos de la desesperación y de hacer frente a nuestros más terribles y opresivos sentimientos. Una obra catártica de Gregor Mackintosh que afortunadamente vio la luz a pesar de la oscuridad que conlleva.

Texto: Estanislao Aimar

© METAL-DAZE.com | Todos los Derechos Reservados |






























publica_aqui