thumb image
JORN en Buenos Aires
ND Ateneo - 14.07.2011

AVANTASIA, MASTERPLAN y ahora JORN! Lande nos visitó nuevamente pero esta vez con su proyecto solista. Aquí la crónica de una noche increíble frente a una voz sin igual.

Pocas veces uno sale tan satisfecho de un show como lo hice anoche al salir del ND Ateneo luego de ver la presentación de JORN en Buenos Aires. Tal vez sea porque fui prácticamente sin más expectativas (dado que conozco poco y nada de su obra solista) que las de escuchar a un muy buen cantante y eso facilita un poco las cosas. Sin embargo, creo que todos los allí presentes, y cuando digo todos me refiero a un Ateneo completo, se fueron con la misma sensación y con la satisfacción de haber presenciado el show de una de las voces más privilegiadas y talentosas del metal.

A diferencia de otros recintos donde habitualmente se llevan a cabo estos recitales, el Ateneo presenta una acústica particular que sobrepasa el nivel de los otros. Si a esto le sumamos un sonido impecable, al palo pero bien ecualizado; la excelente actuación de los músicos y la mágica, encantadora, seductora e hipnotizante voz del noruego, nos da como resultado una noche sublime e inolvidable.

Acompañado nada más que por Tore Moren (ARCTURUS), quien tuvo una serie de inconvenientes técnicos durante el show pero que nunca opacaron ni se interpusieron en su actuación; y Tor Erik Myhre en las violas, el trío inundó el escenario con un carisma y una pasión absolutamente contagiosa que, por las cualidades de un show en un recinto como éste, lamentablemente no pudo ser devuelta por el público como este hubiese querido. Sin embargo, desde las butacas, la gente se encargó de hacerse sentir a través de los típicos cánticos hacia la banda y coreando cuanto estribillo o melodía pudieron. Tanto es así que, en el final del show, durante la magnífica “War of the World” se convirtieron en un miembro más de la banda haciéndole de colchón a LANDE para que este se luciera con unas improvisaciones dignas de eterno aplauso y ovación, generando uno de los puntos más álgidos del show. Algo que me resultó extraño es lo siguiente. Si uno trazara un gráfico de la energía del show eso daría una curva exponencial perfecta, es decir, crece continuamente de forma cada vez más rápida! Así, arrancando con “Road of the Cross” y “Shadow People”, pasando por “We brought the Angels Down”, Stormcrow”, “Man of the Dark” y el excelente cover de THIN LIZZY “Are You Ready”, entre otros, hicieron que el fervor de la gente fuese incrementándose poco a poco para estallar estrepitosamente desparramando energía para todos lados con los últimos 3 temas del show. LANDE es un virtuoso de la voz, un tipo que maneja la armonía y la melodía de una manera única, logrando transmitir emociones de una forma que pocos vocalistas han logrado en su carrera. Pues bien, uno de ellos fue DIO, influencia indiscutida para el noruego, cuyo estilo se sustenta claramente sobre el de RONNIE (tanto es así que luego de su muerte JORN grabó un disco en homenaje a su mentor). Pues bien, la última parte del show arrancó con la emotiva “Song for Ronnie James”, coreada y cantada por todo el presente de una manera descontrolada. Y cuando parecía que las gargantas no daban más, que la gente ya no podía cantar y que el show estaba por terminar…empalmada con el último acorde de su predecesora explotó el Ateneo cuando “Rainbow in the Dark” se hizo presente en el éter. Con una interpretación impecable, que destilaba emoción, pasión, angustia y a la vez una felicidad tremendas, LANDE nos voló los pelos logrando una de las mejores versiones que jamás haya escuchado de esta canción. A tal punto que por momentos, cerrando los ojos, me parecía estar escuchando al mismísimo DIO cantar su glorioso himno esa noche. No podíamos pedir más. Era el momento ideal para finalizar un show excelente. Pero aún quedaba una canción que ya describí anteriormente. La banda se despidió con la increíble “War of Worlds”, interacción con el público mediante, y nos dejó por demás satisfechos.

Junto a una banda de calidad superlativa que no flaqueo en ningún momento, logrando un sonido perfectamente claro y con una precisión de relojería suiza, JORN pasó por Buenos Aires y grabó su marca dejándonos bien claro que es, sin lugar a dudas, uno de los mejores vocalistas que ha dado el metal. Ojalá vuelva porque fue un show que realmente vale la pena volver a ver!

El setlist completo fue el siguiente:

1. Road of the Cross
2. Shadow People
3. Below
4. Promises
5. World Gone Mad
6. We Brought the Angels Down
7. Stormcrow
8. The Inner Road
9. Man of the Dark
10. Solo Willy Berdikssen
11. Soul of the Wind
12. Blacksong
13. Are You Ready
14. Lonely Are the Brave
15. Song for Ronnie James
16. Rainbow in the Dark
17. War of the World

TEXTO: Estanislao Aimar






























publica_aqui