GORGOROTH “Instinctus Bestialis”

thumb image

Una decepción, una decepción absoluta el nuevo disco de los noruegos GORGOROTH. Se trataba de una de las pocas bandas pertenecientes a aquella gran ola del Black Metal noruego que aun mantenía musicalmente el espíritu y la esencia del término “True Norwegian Black Metal” del que siempre fueron abanderados, de hecho en 2009 editaban un trabajo buenísimo, “Quantos Possunt ad Satanitatem Trahunt”, que sonaba a lo que tiene que sonar, es decir, a GORGOROTH. Sin embargo, tras la innecesaria edición hace cuatro años de “Under the Sign of Hell 2011” y ahora con este “Instinctus Bestialis”, parecen haber perdido el norte totalmente y de forma alarmante.

¿Dónde está la rabia característica de estos noruegos? ¿Dónde está esa oscuridad y melancolía pagana a la que nos tenían acostumbrados y por las cuales se convirtieron en uno de los grupos líderes del género? En este disco desde luego no nos encontramos nada de eso, incluso si no fuera porque en la portada se puede ver el logo de la banda, ni siquiera diría que es un disco de GORGOROTH.

En “Instinctus Bestialis” nos encontramos con un Black/Death Metal descafeinado, sin pegada, con melodías  que casi acaba haciendo la escucha pastelosa. La voz de Atteringer no me convence lo más mínimo, un registro muy plano y falto completamente de furia. Otro punto en contra es el sonido del trabajo, demasiado “cuidado”, suena realmente artificial, resta crudeza a la música, característica imprescindible en el Black Metal en general, y en los trabajos de esta banda noruega en particular. En definitiva un disco muy aburrido, aburrido y mediocre.

Algunos pensaréis que me estoy volviendo loco, o que sólo soy un “true” cascarrabias de mente cerrada, intolerante a las aperturas de miras de los grupos que quieren evolucionar. Pero eso no es correcto, considero un aspecto muy importante la evolución de una banda, de hecho los mismos GORGOROTH fueron encontrando nuevas sonoridades a lo largo de su carrera, afianzando su personalidad. Pero “Instinctus Bestialis” no es una evolución, es una pérdida de identidad, y eso sí es grave. En fin, sólo se me ocurre recomendar la escucha de GOD SEED, donde ex-miembros de GORGOROTH practican un desgarrador Black Metal realmente digno de pertenecer a dicho estilo.

Puntuación: 3,5/10

www.facebook.com/gorgorothofficial

www.gorgoroth.info/




























publica_aqui