thumb image
GHOST EN VIVO EN ARGENTINA: “QUE ATACAN, LOS FANTASMAS ATACAN”
Fecha: Lunes 8 de Mayo de 2017 | Hora: 20 hs. | Ciudad: C.A.B.A. | Lugar: Teatro Vorterix | Banda soporte: Sick Porky

 QUE ATACAN, LOS FANTASMAS ATACAN

El MAXIMUS FESTIVAL había quedado atrás y los GHOST -anteriormente llamados B.C.- con varios meses de anticipación avisaban que tenían ganas de quedarse en Argentina unos días más a mostrar lo que andan haciendo en la actualidad. Estamos en las décadas donde el inglés y español se conjugan e intercalan en nuestra lengua materna cotidianamente, así que por fuerza o por razón a este show se lo denominó “Side Show” (guuurdo). Habían debutado en el mencionado festival el sábado bien temprano y durante una hora dieron un show justo, cortito y al pie como solemos decir. Pero la verdad que ver a una banda de estas características, de día, a pleno sol, no da!, más aún cuando pensamos en voz alta todos los artilugios que tienen entre manos para ofrecer. Por eso, como no nos alcanzó, nos acercamos a ver qué pasaba con ellos ya bastante descansados en un Vorterix repleto como hace un tiempito atrás repitieron. La cuestión es que a diferencia de otras veces, la banda llegaría con sus identidades ocultas lógicamente (salvo la de Tobias Forge más conocido como Papa Emeritus III) y con todo su staff de Nameless Ghouls de cero, a excepción de su bajista quién por razones al menos desconocidas por mi no se presentó. Como muchos de ustedes saben, el Sueco pasó la escoba y los cinco miembros que estaban en la banda hasta hace un tiempo atrás se encuentran de litigios legales con el cantante para que la torta de dinero ya recaudado se reparta mejor. Al parecer eso será tarea de los jueces ver en qué queda, y sí bien no es donde haremos hincapié, nuestra tarea si será la de contarles que pasó en una noche distinta del teatro más famoso del barrio de Colegiales.

De la partida serían los amigos de SICK PORKY, quienes a diferencia de los Suecos están más juntos y amalgamados que nunca, presentando gradualmente su flamante “Alucinatorio” (por no decir alucinante). Y qué quieren que les diga, “los chanchos” es una banda que suena bien y que desde las perillas también los operan bien, cuestión que no es poca cosa. Se escuchaba todo parejo y prolijo y los noté plenamente ensamblados (más aún con el correr del show), mucho más pulidos que años atrás. Melódicos, armoniosos… ¿entendés? Han evolucionado mucho como banda, hasta estéticamente. Se han preocupado en la indumentaria, peinados, el resto de detalles que acompañan a la música y eso se nota. ¿Y saben qué? Me parece bien. Se han dado cuenta ellos mismos del potencial que tienen musicalmente y dentro de nuestro país son únicos en lo que practican. Independientemente de esto, soy uno de los que no creyó en su momento con que a la banda le iba a servir de mucho tener tres violas sobre el escenario (por el género), pero el tiempo y las distancias recorridas han demostrado lo contrario, al menos para quién redacta. Suenan más fuerte que nunca y lo hicieron repasando un mix de cada disco. Aprovecharon la chance para contarle a la gente de la fecha de agosto en el mismo lugar. Se fueron aplaudidos, respetados. Merecido está, hasta te diría más… Se llevaron unos nuevos fans para sus bolsillos, así que nada mal muchachos. El telón cerró 20.30 hs.

La llegada de GHOST finalmente llegaría de modo gradual al escenario y con sorpresas, como el mismísimo lunes, siendo un buen momento para arrancar cortando la semana. La primera y principal es que no tuvieron a su bajista durante todo el show como les mencioné y sí bien no le entendí un pito a Papa muchas veces cuando hablaba (no porque no entienda inglés, pero esa máscara complica), creo que alguna referencia hizo a las cuatro cuerdas que si habían estado presentes en el predio de Tecnópolis. Más allá de eso, finalmente arrancó el show como Papa Emeritus III y no con ese smoking de los años cuarenta que menos me gusta a modo de disfraz. Tampoco es que esté mal, pero la estética de la banda es con Emeritus al frente y a otra cosa, ¿o no?. Por otro lado no puedo obviar decirles que el recinto se llenó, como otras veces lo han hecho y nos cagamos literalmente de calor. Le mando un abrazo a los directivos del teatro, hubiera estado bueno que prendan un aire hermano. Como dijo Papa: “Say SI!” SI! nos cagamos de calor.

Pero bueno, somos metaleros y nos la bancamos (¿?), y con convicción vimos a una banda que representó lo mismo, contagiados por el público quienes no dejaron ni solo segundo de corear cada canción (en más de una oportunidad lo taparon al cantante). Y por  otro lado es menester manifestarles que sentí explícitamente en el hecho de que sean todos músicos nuevos creo que también les ha dado más vida en vivo, como más aire de renovación… y todo aquello que les falta a mi criterio musicalmente en estudio, lo sacan a relucir en crudo y en directo. Papa, quién por otro lado abre poco la boca y canta que pareciera una fiera (aflójenle al chimichurri en la consola) y a esto sumale que finalmente la banda tiene a un baterista que le pega a los parches con ganas. Ahora sí, musicalmente cuando hable de astutos de los últimos tiempos a los cuales deba referirme, ellos están en primer lugar. Y te digo porque, tienen un poco de cada banda (MERCYFUL FATE, como exponente relevante, pero no dejan de coquetear con melodías clásicas de BLACK SABBATH, KING DIAMOND, riffs choreados a MEGADETH e IN SOLITUDE, por nombrar algunas) y mezclan eso con melodías propias bien logradas súper atractivas. Juegan con estribillos sencillos pero muy pegajosos y ante la ausencia excepcional del bajo, fue bastante bien suplido este por las afinaciones de las violas y un bombo desde el fondo que marcaba un lindo acento de base.

Papa estaba charlatán como les conté y habló como nunca lo había hecho, en más de un pasaje charló y charló con la gente, con paciencia, pausado…como tratando de estar más cerca y sin ir más lejos varias decenas de “Olé, olé” se llevó. Se lo notó muy conmovido por la onda de la gente y volvió a decir lo que dicen todos o lo gran mayoría de los que visitan nuestro país: “que somos el mejor público del mundo”, ¿será así? Bue… Así que la proyección musical que tuvieron durante el tiempo que estuvieron arriba del escenario fue buena. Escuchamos clásicos como “Con Clavi Con Dio”, “Per Aspera Ad Inferi”, “Body And Blood” donde invitó a unas monjitas locales a darle a modo de ofrenda sangre y ostias al público más cercano, “Cirice”, “He Is”, la grosa de “Year Zero” y ya para el final arremetieron con la también genial “Absolution” y la fusionada “Zombie Queen”, entre medio de algunas más. Por eso, como bien les decía, con ésta estructura representada sobre el escenario es muy poco probable que a la banda le vaya mal. Una dosis de “Meliora”, otra de “Infesti…”, otro tanto de “Opus…” y la estocada inicial con “Square Hammer” de su más reciente EP “Popestar”, todos a cantar y a tu casa.

Estética a flor de piel, un producto musical bien craneado, con similitudes a muchos y parecidos a pocos, han sido las claves del éxito de estos muchachos oriundos de la península Escandinava. Me quedo con la actuación teatral permanente arriba del escenario, la onda que le meten, lo oscuros que son, las posiciones estudiadas de cada uno de los movimientos que erigen sobre el escenario al tocar un instrumento y por sobre todo me quedo con la gran cantidad de clásicos que cuentan en su haber con tan corta vida como banda si los comparamos con otros. Recuerdo que Anselmo los recomendó, Hetfield y otros tantos más igual. Evidentemente no estaban equivocados y si bien desde el primer momento que vendés una entrada o un disco lo tuyo pasa a ser comercial, ellos son un claro ejemplo de que con viveza enredada de capacidades musicales personales, todo se puede. ¿Fantasma? Me parece que no.

Texto: Hernán Mazón

Fotografía: Maru Debiassi

Agradecemos a Gaby Sisti/Matías Petruccelli vía Move Concerts por acreditación al evento.

| © METAL-DAZE.com Todos los Derechos Reservados |

GALERÍA: