BALROG “No Nos Detendrán”
Año: 2014 | País: Argentina | Género: Heavy Metal | Formato: CD | Sello: MTM Prod. Records
thumb image

Lista de temas:

1- Sentir
2- Tuerce el destino
3- Nido de serpientes
4- Llorando miserias
5- No me detendrás
6- Promesas vacías
7– Volverte a ver
8- Quisiera saber donde estás (amigo mío)
9- Gritos del abismo
11- Vive en mí
12- La espada sagrada

BALROG se forma en el mes de septiembre del año 2000 como proyecto personal de Omar “Bubba” Fernández, cantante y bajista, quién ha formado parte también de bandas como NEFASTO y ETERNAL. El nombre del grupo se ha tomado de la mitología Tolkien, cuyo significado es Demonio de Poder, extraído del famoso cuento “El señor de los anillos”. En ese momento la banda estaba influenciada por MEGADETH, IRON MAIDEN, SLAYER y con un sonido similar al nuevo TESTAMENT pero siempre fieles a un estilo personal. En el año 2013, Omar ha vuelto a dar vida a BALROG con una propuesta completamente diferente, junto a Lautaro Medina en guitarra y coros, Pablo Inochea en bajo y Tomas Amado en batería. En el año 2014, la banda con los nombrados integrantes edita el presente disco en  cuestión, cual se grabó en Audioesfera Estudios con Sergio Astrada como técnico y se presentó ya hace un tiempo en el Bar Cuarto Apóstol.

La realidad actual indica que el topónimo “heavy metal” de buena cepa es sinónimo de BALROG, o no, pará, sinónimo de metal pesado, o no, pará, sinónimo de rock pesado, bueno, si, como que me marearon, debo reconocerlo. Al menos esa impresión me llevé después de masticar bien el disco. De movida con la pegadiza “Sentir”, por sobre todo en su estribillo, la banda se muestra como tal: un grupo que no se achica y deja en claro su perfil musical. “Tuerce el destino” da continuidad y también se presta para mostrar la destreza de su cantante, quién no se limita y dentro de su alcance crea lindos matices. La banda es siempre compacta, hay pensados solos de guitarra, cortos y efectivos como el sentido en “Nido de serpientes”. También se presentan en otro trance como banda, más cálidos, tal cual marca el inicio de canciones como “Llorando miserias”, la que aparte de tener un sentido lírico distinto al resto, permite el ingreso de guitarras acústicas. Bien cantada. Poco también les dura la dulzura y arremeten rápidamente con canciones más picantes como “No me detendrás”, la que deja más en claro que en sus pares el sello del bajo. La guitarra se luce con un buen solo y la canción nunca deja de ser armoniosa. La veta venida del folclore también se siente en el seno de la banda con canciones como “Promesas vacías”, que siendo de medio tiempo nunca pierde la estirpe metalera. Son de esas canciones que están hechas con garra y pasión.

Y si pensabas que los temas tranquilos no aparecerían más en disco, debo contarte que esto no es así. “Volverte a ver” sigue en esa esfera y hasta casi que se desprende del eje metálico del disco, mostrando una impronta más rockera. Si de gustos hablamos, a mi entender es la más floja del disco, ya que no sentí que tenga cierta interacción con lo que banda venía mostrando. Es aquí donde el disco tiene un quiebre.“Quisiera saber donde estás (amigo mío)”, reincide con la anterior y baja mucho lo que el disco venía mostrando, aunque si debo destacar su emotividad. Lo que en un principio era una banda de heavy metal, atravesó un lapso de metal pesado, para luego mostrarse como una banda más rockera, lo que en definitiva no mucho me gustó. Me quedo con la primer parte del disco. Ojo, no suena mal, pero hay un viraje de una impronta muy fuerte y sentí que desvirtuó el trabajo inicial. “Sonrisas perdidas” equilibra a BALROG nuevamente como una banda de metal. Lo mismo sucede para el caso de “Gritos del abismo”. Ya el cierre a través de “Vive en Mi”, terminan mostrando a los oriundos de la provincia de Buenos Aires como una banda de metal pesado, pero de una fuerte esencia rockera. No digo que esté mal, pero escapa y lo mucho o poco que podamos decir de la segunda parte del disco en un portal especializado en heavy metal como este. Para el cierre destaco como logro la realización de “La espada sagrada”, sin escaparse mucho de la versión original, pero dejando plasmada una copada versión.

Me encontré con una banda que me desorientó y todo lo que en principio podios ser tomado como una banda de heavy metal tradicional migró la propuesta más rockera. Claramente entendí que el disco tiene un Lado A y un Lado B. Yo me quedo con el Lado A. Me hubiese gustado encontrarme con una placa más uniforme en cuanto a la continuidad de su contenido, así todo, ha sido una digna presentación este disco, insisto, a pesar de las desorientaciones que me surgieron del caso.

Autor: Hernán Mazón

Para más info acá: BALROG

Agradecemos a la banda por la facilitación  del material.  | © METAL-DAZE.com | Todos los Derechos ReservadosFacebook | Twitter | 




























publica_aqui