AMORPHIS “Under The Red Cloud”

Nuclear Blast
thumb image

El 2015 nos sorprendió con muchos lanzamientos, en general, muy buenos. Under the Red Cloud es el 12do álbum de los fineses y el 6to junto Tomi Joutsen en las voces, quién comenzó allá por el 2006 con Eclipse de manera fantástica. Un comienzo que muchos temíamos, no fue más que un glorioso debut con un álbum que distaba mucho de lo anterior. Luego de semejante debut, vinieron Silent Waters y Skyforger que mantuvieron la línea y mostraron a un cantante por demás versátil y un frontman excepcional que se paraba frente a una banda que había encontrado su nuevo rumbo, manteniendo parte de su legado Death Metal a la vez que agregaban elementos de un metal más moderno. Pero esto se dio vuelta y como resultado lanzaron dos buenos discos pero que no llegaban a la calidad e intensidad de los 3 anteriores. Al contrario, The Beginning of Times y Circle indicaban que el rumbo se venia perdiendo.Si bien el último tuvo un muy buen manejo de los elementos mas folk de la banda, no llegó a gustarme tanto. Por tal motivo mis expectativas para este nuevo álbum no eran tan altas, pero por suerte me equivoqué!

Under the Red Cloud marca una clara vuelta al Amorphis que todos queremos! Si bien no se trata de un álbum conceptual, sus letras están todas ligadas a una temática particular y muy bien intercaladas de manera que el disco se disfruta en todo momento y dan ganas de escuchar qué es lo que sigue a cada instante. Las letras, nuevamente escritas por Pekka Kainulainen, se sustentan en la idea de vivir bajo una nube roja en tiempos difíciles y la música realmente se acomoda a este concepto y, creo, comprende el material más pesado que hayan grabado desde la llegada de Joutsen.

Quizás esto no sea tan evidente en la apertura del álbum donde una hermosa melodía de piano se va entretejiendo con un sólido bajo y una lindísima melodía de guitarra limpia para dar paso, alrededor del minuto, a una composición bien del estilo de Amorphis que desembocará en la voz más podrida de Tomi en un estribillo denso y violento. Por el contrario “Bad Blood” arranca con una onda muy pesada y la voz cruda de Tomi durante la estrofa para transmutar a limpia en el estribillo. Asimismo, “The four Wise Ones”, “Bad Blood”, “The Skull” y “Death of a King” arrancan todos con voces podridas; es más, el primero no presenta voces limpias en ningún momento y el puente tiene una suerte de efecto que recuerda a Elegy. Por su parte “Dark Path” posee ciertos elementos que suenan, levemente, al black metal de los 90 mientras que “Tree of Ages” nos presenta una ganchera y pegadiza melodía celta que quedará resonando en nuestra cabeza durante días. Para el cierre “White Night” ha sido una gran elección, pues su oscura atmósfera y el uso de voces femeninas y efectos, recuerda a la época dorada de Sirenia o Tristania, dándole al disco un final dramático e intenso.

Under the Red Cloud es un muy buen disco, bien logrado y con una producción por demás prolija. Los fineses volvieron a sonar a ellos mismos sin dejar de lado su nueva faceta. Han encontrado la manera de comunicar aquel pasado pesado con este presente moderno y melódico. De hecho hay muchos momentos de Under the Red Cloud que recuerdan a Elegy o Tuonela pero sin perder de vista los riffs densos y agresivos (“Enemy at the Gate” o “The Skull”). Y esto es lo que hace a Amorphis grande, la capacidad de mantenerse auténticos a lo largo del tiempo y el incremento en sus ventas y seguidores. Under the Red Cloud es un disco que marca un punto a partir del cual pueden surgir cosas muy buenas en el futuro o bien, caer en el vicio de la repetición. Esperemos que lo primero ocurra!